Las principales aportaciones de los toltecas

Dentro del preciado grupo de culturas precolombinas de mesoamérica, la cultura tolteca destaca por haber sido un grupo ciertamente dominante que incluso se recuerda por la gran influencia que ejerció sobre el pueblo maya. Así pues, el conjunto de características relacionadas con su organización social, economía, religión y cultura logran dar como resultado una buena serie de aspectos que de una u otra manera han sido relevantes para la historia de la humanidad.

Gracias a que tanto antropólogos como historiadores se han encargado de trabajar incansablemente en la búsqueda de todo tipo de datos sobre la sociedad tolteca es que podemos al día de hoy, determinar con certeza por lo menos algunos de sus muchos logros.

Los toltecas y sus más importantes aportaciones

  • Desarrollo de redes comerciales. Tula, la capital por excelencia de los toltecas se distinguió por ser un importante centro económico al que llegaban productos de diferentes regiones y países para ser comercializados. El gran flujo de actividad y creación de redes los convirtió en un pueblo líder en este tipo de emprendimientos.
  • La Serpiente Emplumada. A partir del sentir religioso y del conjunto de dioses toltecas, ha sido posible que el mundo entero tenga conocimiento del culto a Quetzacoátl una deidad que si bien inicialmente fue impuesta, posteriormente logró cobrar gran relevancia.
  • Monumentos y riqueza cultural. Impactantes esculturas con detalles que incluyen desde figuras geométricas hasta reptiles y guerreros hacen parte del legado que se puede observar. Asimismo, otros campos del arte también permiten conocer un poco los alcances de este pueblo quien sobresale también a nivel de arquitectura, alfarería y pintura.
  • Notable inclinación por los sacrificios humanos. Si bien muchas de estas culturas acudían a los sacrificios con la idea de honrar a sus dioses, esta cultura en particular se encargó de elevar el tema de los sacrificios humanos a un nivel superior construyendo espacios pensados únicamente para exponer los cráneos de las personas que ofrecían sus vidas.

Los impulsores de todas las culturas

Se sabe por ejemplo que los aztecas llegaron a reconocer la importancia de los toltecas al momento de considerar sus aportes en relación a bases religiosas, esto por supuesto sirvió para que otras sociedades pudieran enfocar poco a poco sus más profundas creencias.

La notable influencia de esta cultura sobre la vida de los indígenas fue tan grande que tal y como ocurrió con los olmecas esta organización es de cierta forma una cultura madre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *